El petate: la cama ancestral prehispánica con mucho simbolismo y tradiciones

¿Sabías que en la época prehispánica el petate era símbolo de poder y nobleza?

De acuerdo con los historiadores Leonardo López Luján y Guilhem Olivier, el petate era un poderoso símbolo tanto político como a nivel de autoridad en Tenochtitlán.

Dicha estera o alfombra hecha a base de fibras era utilizada como una base para el trono, que estaba dotado de un respaldo alto y pieles de jaguar. En otras culturas como la zapoteca, era el lugar en el que a manera de veneración, las mujeres y cocineras se ponían de rodillas a manera de reverencia para moler el maíz y crear la masa para tortillas y otros alimentos.

Por otra parte, se cuenta que en la inmensa sierra oaxaqueña el petate era símbolo de jerarquía y prosperidad. Los gobernantes eran sentados en un icpalli, una especie de silla hecha de las mismas fibras y con la misma técnica del trenzado.

Además, después de que las familias sin poder político pudieran tenerlo, la cantidad de petates en casa era igual a la prosperidad. Mientras más tuvieras, se entendía que a tu casa no le faltaba nada.

Pero, ¿qué es un petate? Proveniente del náhuatl petatl, se trata de una alfombra creada por fibras de una planta llamada “palma de petate”. Secado al sol por un día para obtener la textura que se requiere, las manos artesanas comienzan el entretejido y conforman esta base de forma cuadrada o rectangular que no tiene medidas exactas.

Su principal uso fue pensado para extenderlo en el suelo para dormir, aunque después se le fueron asignando diversos significados. Existían creencias que el mismo petate representaba el ciclo de la vida, ya que las mujeres daban a luz a sus hijos sobre ellos, aquí dormías todas las noches de tu existencia y después los difuntos eran envueltos en su antigua cama para ser enterrados con ellos. ¿Te lo imaginas?

Ahora que sabes un poco más sobre el petate, su significado, procesos de elaboración y simbolismos otorgados de nuestros antepasados, ¡no regatees a los artesanos y adquiere uno para tu hogar! Si bien comúnmente ya no es utilizado como una cama, puede complementar la decoración de tu hogar, regalándole un toque de tradición y herencia indígena.

Aunque es usual encontrarlo en mercados populares, en Ciudad de México seguro puedes adquirirlo en sitios de mucho valor histórico como el Mercado de Jamaica, en el Mercado de Artesanías la Ciudadela, el Mercado Artesanal Mexicano en el Centro de Coyoacán, el Mercado de Artesanías de San Juan, o en el Mercado de Sonora, espacios que llevan operando desde hace décadas en la capital mexicana. Échale un ojo a nuestro listado de mercados muy tradicionales que debes visitar en la capital mexicana.

¡El petate es una celebración de tradición y cultura nacional que debe ser preservada y admirada! Apoya a los comerciantes y adquiere uno.

Entradas relacionadas

Deja tu comentario