Reflexionan entorno a la situación de las lenguas indígenas en México

Elizabeth Montiel

 

CDMX a 28 de julio de 2019 (Maya Comunicación).- En el Patio de la Antigua Sede del Senado de la República, bajo la dirección de la Junta de Coordinación Política (JUCOPO), tuvo lugar la conferencia Las lenguas de México, una historia y un futuro, impartida por el etnólogo José Del Val Blanco en compañía de Martha López Castillo, directora de Programas de Administración de la Unidad de Eventos del Senado de la República.

Este espacio de reflexión fue abierto a propósito de la celebración de 2019 como el año internacional de las lenguas indígenas, determinado así por la UNESCO. Abundó en la exposición de los motivos por los cuales las lenguas indígenas deben no solo protegerse sino enseñarse en las escuelas y otras entidades de manera gratuita como parte de la formación integral de los mexicanos.

Durante su disertación, José Del Val Blanco señaló que la importancia de las lenguas indígenas recae en que estas permiten la comprensión del mundo desde una perspectiva amplía, que a su vez lleva implícita la vida en comunidad y la relación de las personas con la naturaleza.

“La forma de concebir desde una lengua indígena va más allá de la cosmovisión, tiene que ver con otra ubicación de la persona en el mundo. Por ejemplo: en muchas de las lenguas indígenas no existe el término para decir “yo” o “mí” sino que construyen una lógica donde la reciprocidad con la naturaleza y los otros es constitutiva”, explicó.

Asimismo, lamentó la falta de una política en el país que sea constante en la implantación de programas que promuevan la enseñanza de lenguas en todos los niveles educativos.

Recordó que a lo largo de la historia de México han surgido iniciativas como la del Proyecto Tarasco, mediante el cual se enseñaba a los niños como primer forma de comunicación la lengua purépecha y después el castellano. El resultado fue favorable, sin embargo no se dio seguimiento.

Del Val Blanco insistió en que las lenguas indígenas son patrimonio cultural no solo de quienes las hablan sino también de las personas que viven en las regiones donde estas tienen presencia. “Las lenguas son territoriales y dan significado a las cosas con las que lidiamos todos los días”, agregó.

Entre las tareas a futuro estimó México debe brindar las facilidades para que las personas puedan desenvolverse en un ambiente multilingüe donde las lenguas indígenas también tengan un papel prioritario como sucede con el inglés.

Bajo esa misma línea, consideró que como primer paso para un avance en la materia, se debe escuchar las necesidades de la población indígena para, a partir de ello, “evitar el error” de implantar proyectos que busquen integrar a las comunidades más que considerarlas parte del país.

Finalmente, consideró que la educación que reciban los pueblos indígenas debe darse a partir de sus lenguas, con profesores hablantes de ellas.

Fotografía Sergio Ávila

Entradas relacionadas

Deja tu comentario