México iniciará rescate de mineros sepultados hace 14 años

Ciudad de México, 15 de septiembre de 2020. – Los trabajos para rescatar 63 cadáveres de mineros que quedaron atrapados hace 14 años en la mina Pasta de Conchos en Santa Rita, Coahuila, se iniciarán de inmediato, confirmaron hoy fuentes del gobierno de México.

 

El desastre ocurrió el 19 de febrero de 2006 al colapsar varios túneles en la mina de carbón de Nueva Rosita, operada por Grupo México, la compañía más grande de su tipo en el país.

 

Su dueño, el multimillonario Germán Larrea Mota Velasco, es acusado por el Sindicato de Mineros de no hacer prácticamente nada por rescatar los restos de los obreros, bloquear toda gestión al respecto, tergiversar los hechos, esconder las causas de la explosión y no pagar indemnización a las familias afectadas.

 

El empresario no ha sido juzgado por ese ni otros muchos delitos ecológicos como verter contaminantes en el Golfo de California, derramar ácido sulfúrico en ríos y mares de Sonora y otras 127 infracciones documentadas por ambientalistas y el Sindicato de Mineros.

 

Nunca ni siquiera se ha disculpado de su ecocidio y sigue con los contratos vigentes a pesar de su negro antecedente de empresa contaminante, según información de la organización Grupo Poder y del gremio cuyos dirigentes fueron objeto de persecución como denuncia su líder, el senador Napoleón Urrutia.

 

Después de muchas e insistentes reclamaciones de los familiares y el sindicato, el gobierno federal y familiares de los mineros fallecidos en 2006, firmaron la víspera un acuerdo de ocho puntos para iniciar un rescate que se pudo haber hecho en los momentos del accidente, según Urrutia, en lugar de detener los trabajos como ordenó Larrea Mota.

 

Aún sobreviven testigos de las reiteradas notificaciones a la empresa de la sobrecarga de gases en la mina que los dueños al parecer desestimaron, lo cual es la probable causa del accidente, según el sindicato.

 

El acuerdo de ayer es entre el gobierno y los familiares y no se menciona a la empresa, que sigue operando en el país como si nada hubiese ocurrido, indican fuentes gremiales.

 

Tras esa reunión, encabezada por el presidente Andrés Manuel López Obrador, los participantes determinaron iniciar de inmediato el rescate de los cuerpos a través de la Comisión Federal de Electricidad.

 

Asimismo, a partir de hoy martes inicia el proceso de reparación integral, tanto individual como colectiva, que incluye el pago de indemnizaciones, la ejecución de obras públicas, el homenaje a las víctimas mediante la construcción de un memorial, así como el diálogo para concretar un Acuerdo de Solución Amistosa en apego a lo establecido en el Sistema Interamericano de Derechos Humanos.

 

Urrutia denunció que ese acuerdo es tardío y poco relevante ante las atrocidades cometidas por el Grupo México, al cual acusó de no hacer nada hasta ahora ni reconocer su responsabilidad.

 

Tomado de Prensa Latina

Entradas relacionadas

Deja tu comentario