Magdalena Fernández. Ecos, una relectura sobre la naturaleza y la historia del arte del siglo XX

CDMX a 29 de Marzo de 2019.- Integrada por un conjunto de piezas en las cuales se amplía la experiencia sensible de imágenes y conceptos de paradigmáticos maestros del arte modernos, como Lygia Clark, Joaquín Torres-García, Hélio Oiticica y Jesús Soto, la exposición Magdalena Fernández. Ecos será inaugurada en el Museo de Arte Carrillo Gil (MACG) el próximo sábado 30 de marzo al mediodía.

“Mi aproximación material tiene un lenguaje abstracto y es un intento de hablar de inestabilidad, movimiento, fragilidad y contemplación. Los referentes modernos son fundamentales porque prácticamente son las herramientas que se suman al lenguaje y los referentes para decir algo en particular, y no reinventar algo que está formalmente resuelto”, afirmó la artista visual Magdalena Fernández.

Explicó que en su trabajo artístico se presentan dos aspectos fundamentales: su formación académica y la manera de ver el mundo ligada a la naturaleza y la contemplación. “A veces algo de lo que uno quiere hablar ya tiene un camino recorrido por un artista y yo tomo eso para decir algo de una manera más clara, como en la pieza La lluvia, que visualmente se trabajó con Piet Mondrian y donde no hay nada real porque todo es una ficción”.

La muestra integra una serie de propuestas que la artista generó hace 20 años, las cuales desde entonces han definido uno de los ejes de la producción artística de esta creadora hasta el presente, dentro de una especie de cronología que presenta la historia íntima de su arte. “Hay una serie de videos que llamo videoapuntes porque son una manera divertida de acercarme a la modernidad.

“También hay grabados, los cuales son una especie de cartografías que hablan del movimiento, a pesar de ser obras en papel, así como videos, animaciones digitales y una pieza estructural. Con estas distintas piezas siempre intento hablar de movimiento y transformación; es una aproximación a la naturaleza desde el problema de la inestabilidad y del movimiento, sin importar el medio que utilice”.

Magdalena Fernández (Caracas, 1964) es una de las creadoras más relevantes de la escena del arte latinoamericano actual. Sus obras, basadas en el video, la instalación, la escultura y el grabado, ofrecen una exploración de dos ejes temáticos: la naturaleza y la relectura de la historia del arte del siglo XX, principalmente de la abstracción.

El curador Carlos Palacios indicó que la obra de Fernández es esencial para entender el trabajo relacionado con la genealogía histórica del arte. “Magdalena encarna una técnica contemporánea verdaderamente aguda en las reflexiones que hace en torno a la apropiación de obra que podemos identificar como histórica y de la naturaleza para construir experiencias que van más allá de lo visual.

“Son experiencias que parten del ejercicio natural de la humanidad y que incorporan otras formas de acercarse a lo artístico, que es la relación que se da entre el espectador y el espacio. En ese gesto reflexivo de Magdalena se da la renovación absoluta de los principios de la modernidad”.

Agregó que se trata de una artista de paisajes que piensa en la sensibilidad y la experiencia del lugar como una vivencia sonora, audiovisual y de secuencia, relacionada con la remembranza de una cierta condición óptica y auditiva de la naturaleza como elemento romántico.

Tatiana Cuevas, directora del MACG, coincidió que Magdalena Fernández es una artista observadora de su entorno urbano y de la naturaleza, así como de la historia del arte latinoamericano y moderno. “Los ecos que Magdalena plantea en esta exposición son reverberaciones de sonidos de aves y del espacio urbano, así como de las apreciaciones visuales de muchos de los creadores icónicos del modernismo latinoamericano y europeo”.

Paralelamente a la exposición Magdalena Fernández. Ecos se ofrecerá un conversatorio con la participación de la creadora y del curador, el 4 de abril a las 19:00 en el recinto sede.

Entradas relacionadas

Deja tu comentario